Skip to the navigation Skip to the content

Noticias y actualidad agrícola

Olivar intensivo y superintensivo: diferencias, cuidados y tratamientos

Con sus 2,7 millones de hectáreas y un número total de plantas que ronda los 283 millones, el cultivo del olivo es uno de los más importantes de España. La producción total de aceite de oliva supera el millón de toneladas y, aunque el principal sistema de cultivo del olivar es el tradicional, cada vez se está implantando más el olivar intensivo, así como el superintensivo. Se calcula que en el año 2030 el olivar intensivo y superintensivo alcanzarán, respectivamente, el 22% y el 23% de la producción mundial de olivares. En España, los porcentajes son similares.

Olivar intensivo y superintensivo: diferencias, cuidados y tratamientos
Olivar intensivo

Olivar intensivo

Los sistemas de cultivo intensivo se caracterizan, principalmente, por su alta producción, lo que se consigue por el alto grado de mecanización, el aumento del cultivo de olivos de un solo pie y por un marco de plantación menor comparado con los sistemas tradicionales. Este conjunto de características provoca un aumento de la densidad de plantación, lo que se traduce en una mayor producción con menos mano de obra, es decir, una mejora de los índices de rentabilidad.

Como ocurre con el sistema de producción tradicional, en el cultivo intensivo,el riego no es obligatorio. Es decir, se puede realizar un cultivo del olivo en secano, aunque la producción es muy inferior a si se lleva a cabo con riego (1.200 kg/ha de producción en secano frente a los más de 9.000 kg/ha en regadío).

Conviene aclarar que el olivar que se riega por goteo, reduce el problema de erosión del suelo debido al riego. Los problemas de erosión vienen determinados en muchos casos, por otras circunstancias del cultivo, como el mal diseño agronómico en suelos en pendiente, suelos libres de malas hierbas o mal manejo de la estructura de suelo.

 

¡Descubre más en nuestra guía para olivar!

Graphical user interfaceDescription automatically generated

 

Olivar superintensivo

En el olivar superintensivo, los marcos de plantación son mínimos, por lo que los olivos se colocan en hileras (lo que se conoce como setos) y separados por calles lo suficientemente anchas para que pueda pasar la maquinaria. El objetivo es la mecanización deprácticamente todas las tareas de recolección.

Las producciones entre el olivar tradicional y el superintensivo/intensivo en secano llegan a igualarse o muchas veces resultan mejores en el tradicional pero con unos costes mucho mayores. Cabe recalcar que el olivar intensivo/superintensivo en secano aún es muy incipiente.

olivar

                                                          Olivar superintensivo (Fuente:campocyl.es)

Olivar intensivo vs olivar superintensivo: principales diferencias

La principal diferencia entre el olivar intensivo y el superintensivo se encuentra en la densidad: mientras que el primero tiene una densidad por encima de los 200 árboles por hectárea, el superintensivo supera los 1000 árboles por hectárea. Esta diferencia de densidad a favor del olivar superintensivo se logra con unos marcos de plantación más estrechos.  

En comparación con los sistemas tradicionales, el olivar intensivo y el superintensivo comparten las siguientes ventajas:

  • Mayor facilidad para mecanizar las distintas labores, lo que permite reducir los costos de mano de obra y los tiempos de recolección.
  • Se obtiene un mayor volumen de copa en relación a la superficie.
  • La producción porhectárea suele ser más alta, sobre todo en los primeros años.

Sin embargo, los sistemas intensivos y superintensivos presentan las siguientes desventajas frente al cultivo tradicional:

  • Los costes de plantación son más altos.
  • La sustitución de olivos por problemas de vigor y agotamiento es mucho más frecuente.
  • La calidad de la aceituna y, por lo tanto, su precio en el mercado es inferior a la producida con métodos tradicionales.

Qué tener en cuenta a la hora de elegir el tipo de sistema de producción

La plantación del olivo supone una inversión inicial muy importante, por lo que a la hora de elegir el sistema de producción hay que valorar con detenimiento una serie de factores, para que la explotación acabe siendo eficiente, sostenible y rentable:

  • Valorar  los costos totales de la plantación: árboles, manos de obra, maquinaria, mantenimiento, repoblación, etc.
  • Calcular y comparar cuál va a ser la producción por hectárea del olivar intensivo, del superintensivo y del tradicional, para comprobar qué sistema sería más rentable.
  • Hay que tener en cuenta que en los sistemas, sobre todo en los superintensivos, se adelanta la entrada en producción, resultando así una gran ventaja.

Tratamientos fitosanitarios contra plagas y enfermedades del olivar

Tanto en los cultivos del olivar intensivo como del superintensivo, los tratamientos fitosanitarios deben ser una prioridad frente a posibles plagas, tales como el Prays y la mosca del olivo, así como de enfermedades, como repilo del olivo y antracnosis entre otras. A continuación destacamos los productos más relevantes en el catálogo de Certis para el control de las principales plagas y enfermedades del olivar:

KDOS® y KOCIDE® 35 WG. Tratamientos para combatir el repilo en olivar de Certis.

Kdos®  y Kocide® 35 WG son dos fungicidas a base de cobre para combatir el repilo. Ambos productos han sido desarrollados por Certis bajo los máximos estándares de calidad y efectividad.

Están formulados a base de hidróxido cúprico bajo una fórmula patentada y diferenciada que incluye dos fuentes de cobre:

  • Cristales de cobre (cobre fijo) que aportan el control residual
  • Micropartículas de cobre BioActiveTM que le aportan el efecto de choque.

La tecnología BioActiveTM permite la liberación de Cu2+, un transporte efectivo de iones Cu2+ hacia el patógeno objetivo y una buena selectividad para el cultivo. Kdos® y Kocide® 35 WG están dotados de un eficaz control preventivo sobre numerosos hongos patógenos que afectan a diversos cultivos, entre ellos el repilo del olivo.

Conoce más de la solubilidad de Kdos® y Kocide® 35 WG frente a otros cobres del mercado en este vídeo: Ver vídeo

La novedosa formulación de Kdos® y Kocide® 35 WG es fruto de un proceso patentado y exclusivo de fabricación que permite obtener partículas de gran finura que liberan una mayor cantidad de cobre activo/kg de producto.

Kdos® y Kocide® 35 WG ofrecen además una cobertura hasta 3-4 veces mayor que la de otros cobres, con una óptima adherencia, persistencia y resistencia al lavado.

Ambos fungicidas se encuentran certificados para su uso en agricultura ecológica, además Kdos se encuentra certificado como insumo por FiBL pudiendo ser utilizado por los agricultores certificados en Demeter.

Quizá te interese nuestro artículo: Cómo prevenir y combatir el repilo del olivo | Certis Europe España

MOSPILAN® MAX tu aliado para el control de prays y mosca del olivo

Certis cuenta dentro de su portfolio con Mospilan®Max, (Acetamiprid 20% p/p), con número de registro 23.377. Se trata de un insecticida que actúa por contacto e ingestión sobre un amplio espectro de insectos perjudiciales para los cultivos, especialmente lepidópteros (polilla del olivo) y dípteros (mosca del olivo), alterando el funcionamiento de su sistema nervioso.

Tiene además actividad translaminar y sistémica, lo que le garantiza un gran efecto de choque y una buena persistencia en el cultivo. Su materia activa, Acetamiprid, presenta unas características toxicológicas y un comportamiento medioambiental muy favorable, que hacen de Mospilan® Max  un producto seguro, en línea con programas de producción integrada. Ver folleto Mospilan Max®

Si quieres ampliar tu información, no te pierdas nuestro vídeo sobre la aplicación de Mospilan Max® en olivo. Puedes verlo en este enlace.

TREBON®, el mejor control de la 2ª generación del prays del olivo

Trebon® es un insecticida a base de Etofenprox 28,75% p/v, que actúa por contacto e ingestión provocando una elevada mortandad de las larvas de Prays oleae que se alimentan o refugian en las flores. Actúa rápidamente evitando los daños y bajando drásticamente la población que dará lugar a la 3ª generación.

Su momento de aplicación está recomendado cuando el 5-10% de flores del olivo están abiertas (momento más susceptible de controlar el prays).

Gracias a sus características, Trebon® se encuentra incluido en listas de Producción Integrada. Ver folleto Trebon®

DELFIN® , TUREX®  y TUREX® 50 WG, los Bacillus thuringiensis de Certis para el control biológico de Prays

Delfin®

Insecticida biológico formulado a base de Bacillus thuringiensis kurstaki cepa SA-11 indicado en olivar para el control de Prays (Gen. Antófaga) en olivar. Está aconsejada su aplicación al inicio de la floración.

Gracias a su exclusivo proceso de formulación conseguimos la mayor concentración de producto técnico, el menor tamaño de cristal del mercado, una elevadísima concentración de esporas y de toxinas específicas que afectan a multitud de especies de lepidópteros.

Además, su formulación le aporta resistencia a la radiación ultravioleta, una excelente suspensibilidad y una prolongada persistencia.

Se encuentra certificado para su uso en agricultura ecológica y como insumo por FiBL pudiendo ser utilizado por los agricultores certificados en Demeter.

Turex® y Turex® 50 WG

Insecticida biológicos a base de esporas, cristales y derivados de la fermentación de Bacillus thuringiensis aizawai cepa GC-91 indicado para el control de Prays en olivar.

Formulación de elevadísima calidad presentando el menor tamaño de cristal y la mejor suspensibilidad de su segmento. Su composición única de toxinas le hace ideal para su rotación con Delfin®.

Se encuentra certificado para su uso en agricultura ecológica y como insumo por FiBL pudiendo ser utilizado por los agricultores certificados en Demeter.

Si deseas más información sobre nuestros productos en olivar, ponte en contacto con nosotros.